Miércoles, 30 Diciembre 2020 23:16

Dady Brieva, escrachado en el Teatro Picadero

El actor, Dady Brieva, sufrió un acto de vandalismo en la marquesina del teatro Picadero donde realizará su espectáculo "Super Dady (El Mago del Tiempo)"

Dady Brieva hará temporada en El Teatro Picadero con su nuevo espectáculo, llamado "SUPER DADY" (El Mago del Tiempo"), donde el artista "nos transportara y nos pintará esas historias inolvidables de nuestras vidas, llenas de Fe, de Pasión y de Amor", dice parte de la sinopsis de la obra del actor. Pero, aún sin estrenar, algunos opositores al actor kirchnerista, se adelantaron y "pintaron" su marquesina.

Desde las fuertes declaraciones políticas de Brieva donde dijo que "atropellaría a los manifestantes opositores" y que no se arrepentía de lo dicho, muchos de sus seguidores se alejaron del artista e incluso se pusieron en su contra -aunque esta vez el repudio traspasó las redes sociales-. El sábado, la cartelera del teatro -donde estrenará Dady Brieva su espectáculo- y la puerta del establecimiento habían sido vandalizadas con pintura roja y excremento.

Sebastián Blutrach, dueño de El Picadero, emplazado en el pasaje Discépolo de la ciudad de Buenos Aires, manifestó su disgusto e indignación en las redes sociales. “Estoy tratando de encontrar las palabras después de limpiar la mierd# que tiraron con pintura roja en la marquesina... Me parece que no las voy a poder encontrar”, escribió.

“Prefiero no hablar mucho sobre el tema, me parece que no da. Es alguien que no maneja el odio de las redes sociales y que lo pasó a la acción. Lo que me queda claro es que ningún artista que realiza su trabajo debe ser escrachado”, expresó.

Al respecto, Blutrach sostuvo que "lo que hace un artista es un espacio de cultura, de arte, de expresión que no debe ser profanado por el odio político. No soy inocente y entiendo que lo que sucedió tiene que ver con el espectáculo que programé de Dady Brieva, que es un artista al que respeto y que me gusta mucho su espectáculo; pero la agresión fue a El Picadero”.